Bajo el lema “Cuidemos a los nuestros” reos de los diferentes centros penales como el Centro de Atención Institucional (CAI) Limón y el CAI Jorge Montero en San Rafael de Alajuela dieron inicio a la confección de más de 14 mil mascarillas reutilizables, destinadas al uso de la misma población penitenciaria y personal penitenciario. 

Imagenes Ministerio de Justicia y Paz

La iniciativa surge por parte del comité privados de libertad y dirección de los mismos centros penales, las mascarillas cumplirán con todas las directrices dictadas por el Ministerio de Salud mismo que pretende motivar y apoyar a los comités para producir esos elementos de protección en otras cárceles.

Ante la actual emergencia de salud que atraviesa el país por el COVID-19, este proyecto forma parte de las medidas sanitarias adaptadas por la institución de manera que el comité se encargará del financiamiento y la administración del centro realiza la compra de la materia prima.

La entrega de las mascarillas para la población penitenciaria se realizará una vez que el área de salud del CAI les brinde a los privados de libertad una charla con las recomendaciones sobre uso de estas y que a los mismos se les entregarán tres unidades de mascarillas reutilizables una vez confeccionadas, desinfectadas y empaquetadas para que sean utilizadas en los distintos procesos que llevan a cabo en el centro penal.

Imagen Ministerio de Justicia y Paz

“Como centro penitenciario hemos aprovechado el talento humano y habilidades en costura que tienen los privados de libertad para promover el proyecto de la elaboración de las mascarillas higiénicas con el fin de dotar a toda la población y que las utilicen durante la atención disciplinaria, asistencia a procesos disciplinarios e interdisciplinarios, área educativa, prácticas judiciales y además cumpliendo con el distanciamiento social y las burbujas de convivencia por ámbitos”, indicó Giovanna Cleland, directora del CAI Limón.

Cabe destacar que solo en el CAI Limón se elaboraran al menos unas 3000 mascarilla y todo esto como resultado de la capacitación impartida en su momento por el Instituto Nacional de Aprendizaje (INA) y que tres de los protagonistas de este programa son los que se encargan de confeccionar las mismas.

Abraham Rosales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *