• Costa Rica se comprometió con una agenda de reformas que le permite alcanzar un superávit primario de 1% del PIB en el 2023

Este miércoles el Poder Ejecutivo presentó ante la Asamblea Legislativa el proyecto de ley para la autorización de endeudamiento correspondiente al crédito con el Fondo Monetario Internacional (FMI). La presentación del documento al Congreso se da después de que el 25 de enero del año en curso el país alcanzara un acuerdo a nivel técnico con el ente monetario, y que el 1° de marzo el Directorio Ejecutivo de ese organismo aprobara el acuerdo.

El crédito por $1750 millones tiene un plazo de 10 años, con cuatro años de gracia y una tasa de interés de 2,05 % aproximadamente. Como dispone la Constitución Política para todos los empréstitos internacionales al Gobierno, el proyecto de ley requiere de aprobación legislativa por mayoría calificada. La aprobación legislativa daría lugar al primer desembolso de recursos, por unos $292 millones.

La propuesta busca disminuir la brecha entre los ingresos y gastos del Gobierno, a la vez que deberá atender las necesidades de financiamiento y sentar las bases para propiciar e incentivar un crecimiento sostenido e inclusivo. También debe proteger el gasto de capital y el gasto social bien focalizado. En el marco de este acuerdo, Costa Rica se comprometió con una agenda de reformas que le permite alcanzar un superávit primario de 1% del Producto Interno bruto (PIB) en el 2023 y poner a la razón de deuda del Gobierno al PIB en una trayectoria descendente a partir de ese año.

“La disminución de las tasas de interés, mayor inversión privada, más obra pública, más empleo y mejor distribución de la riqueza, son los resultados deseables de la estabilidad fiscal producto del proceso de ajuste fiscal que lleva adelante el Estado costarricense. El crédito de $1.750 millones con el FMI constituye una parte indispensable de ese proceso, por eso hago un llamado respetuoso a las diputadas y diputados para que aprueben este empréstito”, comentó Elian Villegas, Ministro de Hacienda.

De acuerdo con el Ministerio de Hacienda, Costa Rica enfrenta uno de los retos económicos más importantes de su historia. La pandemia del Covid-19 provocó que la economía costarricense se redujera un 4,5 % durante el año 2020, la contracción más fuerte desde el año 1982, la tasa de desempleo se duplicó en un lapso de apenas cuatro meses.

“Como consecuencia de la crisis por la pandemia, el país debe hoy emprender un ajuste fiscal adicional para asegurar la sostenibilidad de la deuda pública. Hacerlo en el contexto de un acuerdo con el FMI representa un sello de confianza y respaldo a las políticas macroeconómicas del país, y permitirá de esa forma mejorar las expectativas financieras del país”, explicó Rodrigo Cubero, presidente del Banco Central.

Tras la presentación del proyecto de ley ante la Asamblea Legislativa, los pasos siguientes son su publicación y asignación a comisión para que inicie el trámite legislativo.

Keylor Esquivel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *