• El cuadro rojinegro llegará al clásico nacional con empate después de este juego ante el cuadro jicaraleño.

Se jugaba la jornada número 11 del campeonato nacional entre el equipo de la Liga Deportiva Alajuelense y el equipo de Jicaral en el Morera Soto. Con muchos cambios en el equipo rojinegro salía el conjunto manudo a enfrentar dicho encuentro con las ausencias de jugadores bastantes influyentes en el equipo Alajuelense como Bryan Ruiz, Jurgens Montenegro y Bernald Alfaro.

Primer tiempo.

El balón empezaba a rodar en la cancha del Alejandro Morera Soto, con dos equipos con la ambición de la victoria en la jordana 11 del torneo de clausura.

Era el minuto cuatro y el equipo jicaraleño se mostró muy atrevido en las primeras del tanteo, obligando mucho a la línea defensiva manuda a aplicarse ante la jugada más cerca que tuvo jicaral, rozando la línea de gol del marco defendido por Leonel Morerira.

Por otro lado, la liga a pesar de los cambios en su equipo titular, no dejó de mostrar en los primeros siete minutos de juego su estilo de pie a pie y creando jugadas desde el medio campo dominado por Dylan Flores y el hondureño Alex Lopez.

En 17′ minutos el atrevimiento del equipo jicaraleño fue canalizado por el cuadro rojinegro de muy mala manera ya que se los pases en el último cuarto de cancha, eran impreciso y en la táctica fija, salía sacando provecho el guardameta Kevin Briceño que ganaba cada uno de los balones lanzados por los Alajuelense.

En media hora de juego un va y ven entre pelotazos y pases errados de ambos equipos. Y siguiendo la misma línea que ha tenido el fútbol nacional, la tarjeta roja decía presente en 31 minutos en una barrida temeraria del jugador jicaraleño Javier Camareno que vería la tarjeta después de impactar en la humanidad de Dylan Flores.

Alonso Martínez, imagen prensa LDA.

El protagonismo del balón en los pies se fue perdiendo a medida que avanzaba el tiempo, y los pelotazos para saltar las líneas más rápido era más atenuado ya que el repliegue de los dos equipos en la defensa era muy bien controlado haciendo difícil llegar de pie a pie a tocar el área rival.

Cuando más criticado era el juego en táctica fija del equipo manudo, de esa manera llegaría la anotación de la Liga. Un centro trazado desde el vértice derecho le llegaba a Alonso Martínez que piboteaba, para que llegara el gol del nueve Jonathan Moya en el minuto 37.

Le duraba poco la ventaja a los manudos, que en una transición rápida y después de una jugada de Giovanni Clunie magistral dejaba solo al jugador Joaquín Aguirre que en el minuto 43 rozando el final de la primera parte ponía la paridad en el juego sin darle el chance de asimilar lo que momentáneamente conseguía Alajuelense.

Se agregó solo un minuto más a un encuentro que tuvo lo más emocionante en los últimos minutos dejando así al descanso un empate a un gol entre ambos clubes.

Segunda parte.

Comenzaba la segunda mitad sin cambios en ningún plantel, esperando a que el árbitro dara el pitazo para que rodara el balón en la gramilla manuda.

No transcurrirría mucho tiempo tan solo un par de minutos de haber empezado la segunda mitad y el equipo jicaraleño encontraba el gol en los pies de Juan Vicente Solís al minuto 48, después de una trallazo para Moreira que veía como se colaba el balón en las redes del marco manudo.

En 63′ minutos la liga pasa el balón de lado a lado y sacando centro tras centro, buscando conectar con sus dos referentes en ataque, Jonathan Moya y Álvaro Saborío.

Hasta que aparecería alguien con ideas diferentes, como Barlon Sequeira, que sacaba un remata a media distancia que tapaba Kevin Briceño que era la figura del cuadro jicaraleño.

Ante la desesperación del cuadro manudo, jugando contra el tiempo. Hacía efectivos sus cambios para intentar cambiar lo que hasta ese momento en el minuto 66′ lo tenía ganado el cuadro de Jicaral.

Así mismo Jicaral modificaba sus fichas para contrarrestar lo que quería hacer el equipo Alajuelense.

Estadio Alejandro Morera Soto, LDA vs Jicaral, imagen prensa LDA.

Pero en el minuto 68′ después de estrellar el balón en el paral izquierdo, el rebote lo tomó el defensor Fernan Faerron que remató para darle el empate al cuadro alajuelense.

Un vibrante juego que tenía emociones en ambos marcos y la intensidad con la que se peleaba el balón en cada sector de la cancha.

Le quedaban 10 minutos al juego para ver algo diferente de ambos equipos, en una Liga apresurada en busca de sacar los tres puntos y el equipo jicaraleño mantener el valioso punto que sacaba en 81 minutos.

Con seis minutos añadidos, se repartían honores ambos equipos terminando el juego con un 2-2 en el Alejandro Morera Soto.

Powered by Rock Convert
Josué Castro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *