¡Ya en Costa Rica! Skrewball, la primera marca de whiskey de mantequilla de maní

  • Un whiskey perfecto para tomar en las rocas, shots o deliciosos cócteles.

Habla Bebidas se encuentra en la búsqueda constante de nuevas tendencias en bebidas que seduzcan el paladar de cada uno de sus clientes. Es por esta razón que nos complace presentar su más reciente descubrimiento: Skrewball Peanut Butter Whiskey.

Esta es una bebida alcohólica que ha revolucionado su categoría con una mezcla inesperada de sabores que enamoran todos los paladares. Y es que solo en el primer año de venta, en Estados Unidos, alcanzó a vender más de un millón de cajas, convirtiéndose en la marca de destilados con mayor crecimiento.

Imagen de archivo

Skrewball llegó a Costa Rica en setiembre del 2022 y promete quedarse en el mercado siendo el primer whiskey de mantequilla de maní en el mercado costarricense.

“Skrewball es elaborado para todas las personas que les gusta vivir el momento, arriesgarse a probar nuevos sabores y disfrutar nuevas experiencias. Esta es la razón por la que los costarricenses merecían conocerla y tenerla a disposición en el país”, menciona Javier Abreu, Gerente Comercial de Habla Bebidas.

Dentro de las bondades de este increíble destilado se puede destacar que es una mezcla inesperada de sabores dulces y salados, pero suaves; su sabor único y versatilidad permite que pueda disfrutarse de muchas maneras, entre ellas al estilo neat o en las rocas; en suaves y cremosos shots; o en deliciosos cócteles, lo cual reta a los consumidores a ser únicos y a disfrutar algo diferente.

Sobre el producto. Skrewball Peanut Butter Whiskey, es un destilado de alta calidad con sabor a mantequilla de maní sobre una base de whiskey. Este whiskey es un American Blend con 4 años de añejamiento y su peculiar sabor a mantequilla de maní no es infusionado; está hecho con aceite de maní natural; su volumen de alcohol es de un 35%; y no contiene glúten.

Imagen de archivo

Su origen es simple y fascinante. Steve Yeng, emigrante de Cambodia descubre y se enamora del sabor de la mantequilla de maní cuando llega como refugiado a los Estados Unidos. Como bartender decide crear en su barra en Ocean Beach California, un cocktail con mantequilla de maní y whiskey que rápidamente se convirtió en el de mayor venta. El éxito fue tal que junto a su esposa Britanny Yeng crearon este destilado inigualable en su categoría.

Desde su creación en 2018 ha ganado doble medalla de oro en dos ocasiones en el Concurso de Vinos y Espíritus de Nueva York y cinco premios en los SIP Awards entre los años 2020 y 2021, además de ganar el reconocimiento al mejor producto en la categoría de espíritus otorgado por Market Watch Leaders en el 2020.

Kedy Chavarría

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

es_CRSpanish