• LeBron James y Antony Davis cumplieron la promesa de devolver el titulo de la NBA a Los Ángeles.

Ante un año muy atípico, la temporada 2020 de la NBA empezó como cualquier otra, pero hubo un punto de quiebre y fue la muerte el 26 de enero del presente año, de un ídolo, Kobe Bryant y su hija Gianna Bryant.

Esto hizo que para LeBron y compañía no fuese una temporada más y con la llegada de Anthony Davis, Los Lakers tuvieron de donde agarrar vuelo, un vuelo que tenía 10 años de no aparecer desde ese último titulo, que precisamente lo consiguió Kobe en el 2010.

Con la insignia de KB en el pecho y en la duela del Staples Center de Los Ángeles, más tributos incontables para la leyenda, en especial ese uniforme negro conmemorativo a “Black Mamba” añadiendo el corazón con el número 2 dentro de el, en recuerdo a su hija Gigi, Los Lakers comenzarón así su camino a la obtención del titulo Larry O’Brien.

Luego de que se asimilara la muerte de Kobe, llegó lo que se sabía, tarde o temprano el Covid-19 invadiría la NBA y el 12 de marzo, la liga anunció que se suspendería el campeonato de forma indefinida, después de algunos meses de incertidumbre, el campeonato se reanudó en lo que se le denomino como la “Burbuja de Orlando”, ya que los 22 equipos de la NBA se internarían en el Wide World of Sports Complex de Disney World, un complejo que se encargaría del resto de la temporada.

View this post on Instagram

Set the tone, King 👑

A post shared by Los Angeles Lakers (@lakers) on

Los Lakers con unos play-off a la vuelta de la esquina, se aseguraron la clasificación como líderes de la conferencia Oeste y empezaron así la fase decisiva, no solo para conseguir el 17mo anillo para la franquicia, sino en cumplir esa promesa que los jugadores de prometieron a Kobe y a toda la familia Bryant.

Tras vencer a Portland Blazers y Huston Rockets en series 4-1, Los Ángeles llegaron a la final divisional y como fue costumbre de las series anteriores, Los Denver Nuggets sufrieron la misma dosis y Los Lakers vencieron también 4-1 y de esta forma instalar los colores amarillo y morada en las finales de la NBA, luego de 10 años de no hacerse presente en la fiesta grande del basketball.

“La burbuja de Orlando” vivió historia al presenciar unos Lakers que fueron imparables y de la mano de LeBron James, Anthony Davis y gran actuación del resto del equipo, como Rondo, Caruzo, Howard y compañía, que con la motivación a tope se llevaron el trofeo Larry O’Brien devuelta a Los Ángeles donde pertenece, siendo así el 17mo título de la NBA para Los Lakers.

“Esto es por Kobe, sé que está muy orgullos viéndonos. Antes del accidente venía a los juegos y nos decía: -este es su año-, había mucha seguridad en la organización de hacerlo por él. Cuando salieron las jerseys de Kobe, nos dio un extra en cada juego. Esto es definitivamente para él”, comentó Anthony Davis al conseguir el campeonato.

También LeBron James alcanzó su cuarto anillo de campeón como a su vez se le otorgó el cuarto MVP de las finales y así cumplió esa promesa que hizo y ahora los aficionados angelinos, están esperando la llegada de su equipo a LA para celebrar.

Powered by Rock Convert
Glenn Hernández C.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *